domingo, 18 de junio de 2017

POR GALICIA. SANTIAGO DE COMPOSTELA Y RÍAS BAIXAS

Breve visita a las Rías Baixas. Salimos de Santiago, con nuestros amigos de Nueva York, y serpenteamos por las tres rías de Muros y Noia, de Arousa y de Pontevedra. 



Muros es un bello pueblo marinero: hórreos, casas acristaladas, iglesia gótica rural y puerto pesquero.



La ría de Muro y Noia es espectacular. Subimos al Mirador de Curota ... y sólo entrevemos la magnifica vista: nubes, niebla, cielo encapotado ...


Noia es otro bello puerto pesquero, mayor y más urbano. La industria pesquera y conservera. La Guía Verde Michelin habla de su Iglesia de S. Martín, gótica y con un bello rosetón, en el centro del pueblo, rodeada de casas con miradores.



Avanzamos, por carreteras sinuosas, junto a la costa, entre el verde oscuro de las montañas y el azul gris del mar, rodeados de humedad bajo un cielo de nubes emplomadas. Todo muy típico del Norte de España. 


Comemos frente al mar en Ribeira.



Seguimos, por similares carreteras, hasta Cambados. Es el pueblo que nos gusta más. Combina todo. Puerto, pueblo marinero, pequeñas playas, casas de miradores ... barrio antiguo medieval. Nos tomamos algo, frente al Pazo de Feliñanes y la iglesia.   



Ya no paramos, hasta Pontevedra. Ciudad extraña y melancólica. Con grandes barrios recientes, pero un muy bonito barrio antiguo medieval, renacentista y barroco, incólume desde hace .... ¿doscientos años? Pero con poca vida, aparte de las señoras mayores que van a misa y los bares y restaurantes. 

Recorremos el barrio antiguo de Pontevedra. Sus famosas innumerables plazas ... de la Leña, de la Verdura, de la Pedreira, del Teucro .... Con sus cruces ... 



La gran iglesia basílica de Sta. María, gótica flamígera y con portadas renacentistas platerescas ... O la famosa iglesia barroca de La Peregrina, donde están rezando el rosario ... 














Sus palacios nobiliarios barrocos, uno de ellos convertido en Parador ....

Al día siguiente, bajamos por la ría de Vigo, hasta Bayona. Después del día gris, húmedo y frío que tuvimos ayer, hace un sol radiante y calor, sólo refrescado por el viento ¿Noroeste? Típico cambio de la España Atlántica (y Cantábrica).

Bayona vale la pena. Un buen puerto pesquero y deportivo, y playa. 



Un centro medieval y eclesiástico, con bellas casonas color dorado e iglesias de origen gótico. Las casas burguesas, que dan al puerto, con sus miradores y grandes cristales ... 

Sobre todo, el Castillo Real, hoy Parador, con grandes murallas que lo protegían de ataques musulmanes ... y portugueses ... y de los burgueses y pescadores ... 



La vista desde el Parador es espectacular: el mar abierto, la ría, el puerto ....







En Bayona, acaba nuestro fin de semana de Pentecostés. Volvemos a Barcelona. A este calor ...

Las fotos no son mías



Publicar un comentario

REMBRANDT VAN RIJN

REMBRANDT VAN RIJN